Lambda se une a varias organizaciones de derechos humanos, ONGs, organizaciones internacionales e iglesias, para apoyar la iniciativa de La Caravana Humanitaria por la Vida en el Bajo Atrato. Chocó. Colombia.

El Chocó es uno de los 32 departamentos de Colombia, localizado en el noroeste del país, en la región del Pacífico colombiano. Comprende las selvas del Da-rién y las cuencas de los ríos Atrato y San Juan. Su capital es la ciudad de Quibdó.

Los habitantes del Chocó son en su mayoría afrocolombianos 75,68 %, seguido de pueblos indígenas 11,9 % , mestizos 7,42 % y blancos 5,01%.

En 2018 más del 58% de la población del Chocó es considerada pobre, es decir, que vive con menos de 2,5$ USD diarios, a nivel nacional representan el 29 % de la población en esta condición. A su vez lo que el DANE (Departamento de Nacional de Estadísticas) considera como pobreza extrema, 1,23$ USD por día es del 33 % en el Chocó y del 8 % en el resto del país. Cifras altísimas, cuando además, tomamos en cuenta que el cálculo de pobreza esta por debajo de la pobreza que se vive, puesto que con 3$ USD por día, nadie sale de la pobreza en Colombia. Cualquier que sean los indicadores en materia de salud, educación, vivienda y demás necesidades básicas, las cifras muestran el mismo panorama desolador.

Las comunidades que se van a recorrer en la Caravana corresponden a los municipios del Carmen del Darién y Riosucio, que junto con Acandí, Unguía, Riosucio, Belén de Bajirá, componen el Bajo Atrato. Son comunidades que están viviendo un contexto de guerra muy fuerte, debido a los enfrentamientos entre los actores armados del conflicto, (Ejército Nacional, paramilitares y guerrilla), lo que ha conllevado a que estas comunidades afrodescendientes e indígenas se encuentren muchas confinadas, amenazadas, desplazadas y, sus líderes y lideresas asesinados, van 17 en esa región.

El Bajo Atrato tiene una posición estratégica y una gran diversidad biológica, sus recursos representados en grandes cantidades de oro, madera, pesca, suelos fértiles y demás, han generado una coyuntura en donde los extremos de la riqueza para unos pocos y la pobreza para las comunidades conviven a diario.

Unido a la pobreza extrema, a la falta de institucionalidad e inversión social por parte del Estado para satisfacer las necesidades básicas de sus pobladores, se suma hoy la disputa por el control territorial de parte de las mafias del narcotráfico y las Autodefensas Gaitanistas de Colombia. (AGC), escalando la confrontación con el ELN. Dicha confrontación ha dejado en los últimos meses numerosos desplazados.

En la audiencia 172 de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos-CIDH, el pasado 7 de mayo fue expuesta, a través de sesiones de seguimiento a medidas cautelares, la difícil situación humanitaria que se vive en el Bajo Atrato.

Objetivos de la Caravana

  • Visibilizar nacional e internacionalmente la situación de crisis humanitaria que viven las comunidades.
  • Visibilizar la situación de abandono estatal en que están inmersas estas comunidades.
  • Contribuir al fortalecimiento de iniciativas que permitan la defensa de la vida, el agua y el territorio.
  • Apoyar el proceso de articulación entre organizaciones nacionales e internacionales.
  • Realizar una misión médica, para paliar un poco la grave crisis en salud que viven estas comunidades, y recoger de manera profesional, las necesidades más urgentes que en tema de salud padecen los habitantes de esta zona, así como llevar medicinas útiles para la población.
  • Compartir con las comunidades, llevando alegría y compromiso, a través de diferentes manifestaciones artísticas y culturales.
  • Realizar un Informe final de Caravana que va a servir para recoger los insumos de ésta por escrito, sistematizarlos y tener un documento base para darlo a conocer a nivel nacional e internacional.
  • Desarrollar una estrategia comunicacional a nivel nacional e internacional, emitiendo artículos de prensa, publicaciones en las redes sociales, y en programas de radio y una producción audiovisual, que de cuenta de los resultados de la Caravana, lo que hemos visto y vivido.

Recorrido

El 5 de agosto se realizará una rueda de prensa en Medellín, el 6 la Caravana se dirige hacia el Bajo Atrato con eventos previstos en las cuencas de los ríos Jiguamiando, Curvarado, Truando, Chintado y Salaqui. Se hace un cierre de Caravana en Riosucio el 12 de agosto por la mañana y el 13 una rueda de prensa en Medellín con los resultados de la Caravana. En el desarrollo de lo descrito se espera generar intercambios culturales, sociales, ecuménicos y artísticos, además de una brigada médica en las zonas más apartadas, mientras que hacía afuera, esperamos generar visibilidad y opinión a favor de las comunidades y de sus exigencias por el respeto de sus derechos.

 

Share This