Ziggy Stardust (David Bowie)

David-Bowie_Chicago_2002(8 de enero de 1947, Londres, Reino Unido – 10 de enero de 2016, Nueva York, EE UU)

Sexo: Macho
Identidad de género:
Hombre cisexual
Orientación sexual:
Bisexual

Motivo por qué se incluye en esta exposición:

David Bowie fue pionero en demostrar como la provocación, en su caso sexual, podía ser la mejor herramienta de promoción.

En 1972 publica su disco The rise and fall of Ziggy Stardust and the Spiders from Mars. El álbum narra la historia de de Ziggy Stardust, un alienígena (Starman) que llega a la Tierra para anunciar que sólo quedan cinco años antes del colapso planetario (Five Years) y busca concienciar a la humanidad con un mensaje de unidad pansexual y de amor fraternal y libre (Soul Love, Lady Stardust). Consciente del poder de la música, usa el rock como instrumento propagandístico (Moonage Daydream, Star) pero se queda atrapado en el lado hedonista y decadente del éxito (Ziggy Stardust, Sufragette City), que lo autodestruye, siendo repudiado por sus propios fans (Rock’n’ R Suicide).

The Rise and Fall of Ziggy Stardust and the Spiders from MarsEn esa época empieza a lucir una estética inspirada en la película de Stanley Kubrick La naranja mecánica (1971); viste un mono ceñido, pelo al cepillo largo y rojo, y botas de plástico. Ya estaba caracterizado de Ziggy Stardust, la andrógina estrella de rock extraterrestre, que durante una entrevista de promoción para el diario musical inglés Melody Maker declara: “Soy gay”.

Ese titular, totalmente inofensivo hoy, en 1972 era una afirmación totalmente provocadora ya que sólo cinco años antes la homosexualidad era todavía ilegal en el Reino Unido. Y poco importaba que Bowie estuviera ya entonces casado con Angela Barnett y que fuera padre de un hijo, Duncan Zowie Haywood Jones.

Por supuesto, las provocaciones y los conceptos estéticos se hubieran quedado en nada si Ziggy Stardust no contuviera unas canciones enigmáticas, efectistas, ampliamente sexuales y hoy inmortales –como Moonage Daydream, Rock’n’Roll Suicide o Five Years– que anticipaban el glam-rock, el movimiento musical que Bowie inauguró en la década de los 70.

Asiduo junto a su mujer a los locales gays del Londres de finales de años 60, David Bowie, a través de Ziggy Stardust, dió visibilidad a toda esa cultura homosexual que bullía en Londres y Nueva York de finales de los 60 y principios de los 70, sacudiendo la rígida moral inglesa y convirtiéndose de inmediato en un símbolo de liberación y rebeldía.

El disco The rise and fall of Ziggy Stardust and the Spiders from Mars se editó en junio de 1972, aunque el éxito no llegaría hasta un mes después, gracias a una actuación televisiva en el programa musical familiar de la BBC, Top of the Pops. En esa actuación, Bowie (ya Ziggy), sonriente y vistiendo un ajustado mono dorado y con el pelo naranja, canta sobre un “hombre de las estrellas”. En un momento de la actuación (minuto 1:14 del video) rodea con su brazo, cómplice y cariñoso, a su guitarrista en un ¿calculado? gesto homoerótico que repite dos veces más durante la actuación, acercando sus caras y cantando juntos en una actitud provocadora para esa época. Dicen que la mayoría de los adultos que lo vieron quedaron escandalizados con semejante personaje, mientras que miles de adolescentes descubrieron que había otro mundo lejos de los rockeros tipo Led Zeppelin o los blanditos cantantes pop que copaban las listas de éxitos.

Ziggy Stardust en directo en el 72La prensa sensacionalista publicaba al día siguiente titulares del estilo: “No han venido sólo a por vuestras hijas. ¡También quieren a vuestros hijos!”. Había empezado el glam rock: andrógino, equívoco y polisexual.

Sus “teatrales” y provocadoras actuaciones en directo impresionan al público que asiste a sus conciertos. Apoyado por su contundente banda The Spiders from Mars, en la que destaca la figura “masculina” del guitarrista Mick Ronson, los conciertos incluyen “felaciones” a la guitarra de Ronson, movimientos obscenos y un vestuario y maquillaje cada vez más exagerado.

El siempre ambiguo y teatral Ziggy/Bowie raramente avisa a los miembros del grupo de lo que piensa hacer en el escenario para evitar su oposición, incómodos por ofrecer una imagen tan homosexual.

En 1973, el agotamiento mental y físico de interpretar al personaje veinticuatro horal al día, llevan a David Bowie a acabar con Ziggy en un concierto filmado por D. A. Pennebaker, Ziggy Stardust And The Spiders From Mars (1973), y  que pasa a la posteridad como testimonio del impacto que Ziggy había tenido entre la juventud británica.

Pocos sabían que Ziggy Stardust iba a terminar aquella noche, Bowie no lo había comunicado ni a su mujer ni a sus músicos. Su conmoción al enterarse durante el concierto de que se les había acabado el trabajo fue tan brutal como la de sus seguidores al oir que no iba a actuar más. Sin embargo, su retirada de los escenarios no duró ni un año, pero esa es otra historia…

 

Biografía:

angie-bowie-zowieDavid Robert Jones, más conocido por su nombre artístico David Bowie, fue un músico y compositor inglés muy popular desde los inicios de su carrera, marcada por continuas reinvenciones. A lo largo de toda su trayectoria, Bowie publicó 25 discos, recibió infinidad de premios y, según algunas revistas especializadas, fue uno de los 100 mejores artistas de rock. Es casi imposible encontrar un artista que no haya sido influido por él.

Casado dos veces y padre de dos hijos, David Bowie, se caracterizó por adoptar diferentes “personalidades” a lo largo de toda su carrera. La más importante e influyentes en la cultura musical popular de finales del siglo XX fue Ziggy Stardust, personaje creado después de un viaje promocional por los Estados Unidos donde conoce a los Stooges de Iggy Pop y a Andy Warhol y su “factory”.

 

¿Sabías que?

El director de cine norteamericano Todd Haynes dirigió en 1998 una película, Velvet Goldmine (título de la cara B del single Ziggy Stardust), que iba a ser, inicialmente, una especie de biografía oficial sobre David Bowie en su etapa de Ziggy Stardust, pero debido a la negativa de Bowie (incluso a que usaran sus canciones) transformó a los personajes principales en “inventados”, aunque bastante “parecidos” a los reales.

Share This